La ciudad del café

Melange

El Melange es el café más popular entre los vieneses

Si algo es sabido, es que en Viena le dan una importancia vital al café. Las cafeterías de la ciudad son preciosas, puedes pasarte allí las horas que quieras mientras te tomas tantos cafés como gustes y lees un libro. Sus camareros son profesionales de la hostelería que te sirven con la mayor elegancia y visten de esmoquin.

Y aquí no hay sólo el típico café solo, el cortado o el café con leche. En Viena, las cartas de café son largas, ya que para ellos, cada café es diferente, cada café es un mundo. Y la calidad de estos es excepcional.

Cuando llegué aquí, no tenía ni idea de que eran tan precisos con el café y, la primera vez que pedí un café con leche, me sirvieron un vaso (no una taza) grande, con mucha leche y un poco de café. Eso no era lo que yo pensaba que me servirían. Yo quería un café con leche normal, de los de toda la vida, una taza con igual cantidad de café que de leche. Por eso me interesé por el tema y ahora ya sé cuales son los diferentes cafés que puedes pedir en las cafeterías de aquí. Os lo explico para que también vosotros acertéis con vuestro pedido.

Kleiner Schwarzer (negro corto): Es un Espresso pequeño, un café solo. Es un café bastante fuerte.

Grosser Schwarzer (negro largo) : Es un Espresso largo. Lleva el doble de café y de agua que el Kleiner Schwarzer.

Kleiner Brauner (marrón corto): Es un Espresso pequeño (un “Kleiner Schwarzer”) servido con una jarrita de leche cremosa, una leche especial llamada Kaffeeobers. Es más suave que el Kleiner Schwarzer, pero sigue siendo bastante fuerte y normalmente cuesta igual que el Kleiner Schwarzer.

Grosser Brauner (marrón largo): Es un Espresso largo, un “Grosser Schwarzer” servido con la jarrita de Kaffeeobers.

Melange: Este es el café más popular entre los vieneses. Es un Espresso pequeño con igual cantidad de agua que de leche muy caliente. Por encima lleva espuma de leche y está espolvoreado con un poco de cacao. Se parece mucho al Cappucino.

Verlängerter (“Extendido”): Es un café pequeño (o negro o marrón) pero mucho más suave, ya que lleva una parte de café por dos de agua.

Milchkaffee (café con leche): Es un vaso con muy poco café y mucha leche hervida con azúcar antes de echarla al vaso.

Eiskaffee (café frío): Es un vaso de café frío, con un par de bolas de helado de vainilla dentro y nata por encima.

Einspänner: Es un Espresso pequeño, un “Kleiner Schwarzer”, servido en un vaso de agua con crema batida por encima y azúcar en polvo al lado. La versión llamada “Fiaker” es un Einspänner con un chorrito de ron.

Pedir es un poco complicado, pero no llega a los niveles de dificultad de pedir un café en un Starbucks. :)

Pedir un café en alemán

Y si no os queréis complicar la vida, os digo como pedir un café solo y como pedir un café con leche:

– Ein Espresso, bitte. (Un café solo, por favor)
– Eine Melange, bitte. (Un café con leche, por favor)

La ciudad del café 5.00/5 (100.00%) 5 votes

FacebookTwitterPinterestEmailWhatsApp

1 Response

  1. javi dice:

    Hola. Muy interesante este artículo. Me pregunto cuál sería el equivalente a nuestro café cortado o cortado natural. Veo que no incluyen el cortado de leche y leche entre las especialidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>