El Jelinek, una máquina del tiempo

El Café Jelinek, en Otto-Bauer-Gasse 5 (en el distrito 6) es un restaurante / bar/ cafetería que fue inaugurado en 1910. Y lo especial de este lugar es que, cuando entras, realmente sientes que has retrocedido 100 años en el tiempo. El local está dominado por los colores pastel, suelos desgastados y  muebles pasados de moda tipo sillas color verde, mesas de mármol con pedestal de hierro fundido y un espejo tan ajado que no se refleja nada. En invierno, el pesado horno del 1900 va a tantas revoluciones que el local está casi ardiendo.

A pesar de estar a un minuto de la ajetreada Mariahilferstrasse, la clientela habitual se compone sobre todo por vecinos del barrio, estudiantes y un número importante de actores y escritores.

En el Jelinek podéis tomaros un café, un vino o desayunar o comer algo. Está especialmente bueno el Gulasch o las salchichas, o si os gusta el dulce, probad algunos de sus pasteles, que tienen una gran variedad. En el Jelinek podréis desconectar de todo y tomaros el tiempo de leer un libro o el periódico, hablar con amigos o reflexionar sobre la vida.

Está abierto todos los días de 09:00h a 21:00h

Su web: www.steman.at

Cómo llegar

El Jelinek, una máquina del tiempo 5.00/5 (100.00%) 16 votes

FacebookTwitterPinterestEmailWhatsApp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>